lunes, 20 de julio de 2009

Tenemos parte del casting, señores...

... para Juego de Tronos (capítulo piloto) de la HBO. Directamente desde el livejournal de George R.R. Martin. Hasta el momento tenemos a:

EDDARD STARK (yeah, babies!)


Será Sean Bean. Boromir y Eddard... Sean no se quejará de los regalitos interpretativos.

El REY ROBERT I BARATHEON


será Mark Addy. Foto de su personaje en Full Monty


JOFFREY BARATHEON


Interpretado por Jack Gleeson. Aquí, en su papel en 'Batman Begins'

VISERYS TARGARYEN

Será Harry Lloyd, actor inglés famoso por series. En esta foto es Will Scarlet :)

y JON NIEVE

interpretado por Kit Harrington, actor de teatro. Los directores de casting están entusiasmados con este actor, nuevo para las pantallas...

Ya tengo ganas, ya, de ver qué sale. Faltan algunos papeles aún por adjudicar, pero según dicen las informaciones, en Octubre ya estarán manos a la obra y ofreciéndonos imágenes...

Findûriel, de la casa Stark

viernes, 17 de julio de 2009

Cantores y rondadores

Los mandamientos de Amor, dama te vengo a cantar
encorpórate en la cama, que los voy a escomenzar.
En estos diez mandamientos, el primero que es amar
te tengo en el pensamiento y no te puedo olvidar...
(Los mandamientos de Amor, Ronda castellana vieja)

Hace cosa de media hora, han llegado cuatro rondadores y un chico con tres claveles al patio interior de mi urbanización. Mañana se casa una chiquilla del portal de al lado, y como es tradicional en Castilla, ha venido la Ronda a eso, a rondarla.


Bella costumbre eso de rondar (tanto para cortejar como para el día antes de la boda), así como la enramada en los aniversarios, o la juncaleda de casa a la iglesia. Obedecía a la necesidad de que la dama se sintiera tan halagada (y la familia de la dama) que accediera a salir con el mozo; o bien se anticipaba la relación afectiva que habría de venir después del matrimonio. Algunas otras se dedican a las madres, sobre todo cuando cumplen un abultado número de años. Muchas de las rondas se hicieron extensivas a la figura de la Vírgen, tal y como se conservan en ciudades y municipios como Cuenca o Valencia.

Normalmente se elabora la ronda con pocos instrumentos, entre los que destaca uno de cuerda (bandurria, mandolina o guitarra) y varias percusiones (pandereta, cascabeles, la botella de anís, o hasta cencerros y cerrojos de puerta). Lo tradicional es que los rondadores elaboren un canto introductorio y la mujer se asome al balcón. Tras ese cante, es el novio el que tiene que demostrar su hombría cantando una canción o, en tiempos más contemporáneos, participe de la canción segunda con su voz o tocando algún instrumento. Se solicita la presencia de la novia en la calle entonces, a la que bajará acompañada de su madre, y deberá pagar con abundantes besos a los rondadores (y al novio, por supuesto) por el acto de la ronda. Todo esto, como no podía ser de otro modo, acompañando la ronda con gran gentío de vecinos, amigos, familiares y demás allegados.

La ronda más elevada o culta servía para que el caballero mostrara a la dama su habilidad e ingenio a la hora de componer versos, coplas o poemas dedicados a ella. El hecho de que ciertas rondas se elaboren hoy en día con tunos se debe a la evolución de esta ronda cortesana: los estudiantes que salían a divertirse y ligar se veían obligados a hacerlo cubiertos con una capa y muchas veces montera, para que sus vestimentas de estudiante no dieran con ellos en el despacho del rector o los calabozos de la comisaría, al violar el toque de queda.

La ronda que quizá sea más graciosa y agradable de escuchar sea la Ronda Natural. Surge de un modo espontáneo, con los elementos simples y necesarios de un rondador y una rondada. Muchas veces sin necesidad de instrumentos musicales, y algunas de ellas haciéndose hacia las paredes del dormitorio del objeto de deseo, sin saber si aún está despierta o dormida, buscando la tímida luz de un candil que nos confirme que la amada está escuchando nuestros cantos de amor. Y no os creáis que esto es del pasado más pasado. Hoy en día se sigue haciendo...


Claro está, que no sólo de besos se alimenta la Ronda. A los esforzados músicos y cantantes se les ha de premiar con caldos de la tierra y carnes de la casa, así como con pan y embutidos que procederán gozosos a llevarse a sus escondrijos, donde disfrutar del botín de sus empresas.

Novia de un amigo mío, aquí te traigo la ronda
novia de un amigo mío,
si no te casas con él, me pesa el haber venido.
Me pesa el haber venido, aquí te traigo esta ronda.
La que no he echado a ninguna, allá va la despedida
la que no he echado a ninguna,
que tus hijos y los míos se mezcan en una cuna.
se mezcan en una cuna, allá va la despedida.
(Ronda Segoviana, popular)

Findûriel, castellana vieja y amante de las tradiciones hermosas.

miércoles, 15 de julio de 2009

Tolkien en fantástica

El mundo era hermoso hasta hace un rato. El sol brillaba, los pajaritos cantaban, las nubes se levantaban... en fin, que todo seguía un curso más o menos regular en su caos incomprensible.

Hasta que he entrado en la biblioteca para buscar las Eddur y el Kalevala. Mirando en los OPAC he visto que ambos ejemplares estaban prestados, lo que debería haber interpretado como una señal ominosa, y haber salido de la biblioteca como alma que lleva Loki. Pero no, he persistido buscando material. Material que supuestamente estaba disponible, pero que al llegar al lugar donde debería estar colocado... había desaparecido. Segunda señal. Y yo como boba achacándolo a lo que llaman casualidad.

En fin, me he dicho, voy a leer el único volumen de 'Historia de la Tierra Media' que me queda por leer, 'Los pueblos de la Tierra Media'. Introduzco la referencia en el ordenador, espero unos segundos y pincho sobre el ejemplar.

No me lo podía creer. Subí con la barra hasta arriba de la página y me concedí un segundo antes de volver a darle a la ruedecita para abajo. Pero ahí estaba. Era una pesadilla espeluznante que se había hecho realidad.

Como zombi, me aproximé a la estantería maldita. Y allí estaban todos, rutilantes, desgastados por manos anhelantes de épica, apretados el uno contra el otro... tomé el volumen y la etiqueta del canto me confirmó de una vez por todas que aquello era verdad... Oh, sí, nena, míralo y llora.


EL PUNTO VIOLETA DEL APOCALIPSIS

Así que era verdad. Todos los libros de Tolkien se habían desplazado con la última reordenación a 'Literatura fantástica', y maculados vulgarmente con el punto violeta.

Horror de horrores. Pecado de pecados. Los libros de Tolkien ahí junto a pseudofábulas de hombres lobo, pastiches vampíricos, alardes machistas de caballería y barbarie...

¡Porque ni siquiera la sección de Literatura Fantástica de la biblioteca contiene obras maestras de la fantasía! Todo son malas producciones de bestsellerismo. Si Tolkien está en Literatura Fantástica ¿por qué no Carrol? ¿por qué no Ende? Yo os responderé: porque en otro alarde de 'sabiduría' bibliotecoeconómica, están en 'infantil', donde no los lee nadie porque no son para niños.

¿Por qué no Shakespeare, o Cervantes, o Borges?

Y ¿por qué existe la sección de 'Literatura Fantástica' y no se catalogan los libros por 'novela' y punto? Las otras secciones 'separadas de la novela en común' son 'Novela negra', 'terror' y 'amor'. ¿Es que a nadie más le parece una clasificación horrenda para una sección de una biblioteca?

Y ya rematando el caso, los libros de 'Historia de la Tierra Media' e 'Historia de El señor de los anillos' también han caído en la sección de 'Literatura fantástica' junto con las novelas de Tolkien. Anteriormente estaban perfectamente clasificados en 'Estudios literarios - lengua inglesa', de donde jamás deberían haber salido.

En fin, que es una mala noticia que espero se remedie enseguida. Por lo pronto, pondré una sugerencia tanto en la página web como de puño y letra en la biblioteca, a ver si me escuchan...

Findûriel, ofuscada xD

miércoles, 8 de julio de 2009

Aubrey Beardsley


"Todavía le veo sentado allí, la cabeza agachada, la cara seca, tan pálida como la gardenia de su solapa, y los rasgos angulosos salientes, el pelo que siempre le caía en mechones sobre la frente y que, además, tenía un color raro, como de carey; la figura flaca, también angulosa, y las largas manos, en las que había tanta fuerza" (Max Beerbohn)

Emulando a Nienna con su blog artístico, hoy me apetece hacer una entrada sobre mi ilustrador favorito:
Aubrey Beardsley.

Conocí a Beardsley en mi clase de la universidad 'Movimientos artísticos en las Islas Británicas' (asignatura que ha desaparecido con el plan 2001, por cierto, lo que me parece horrible). Desde siempre me había gustado Oscar Wilde, y fue conocer las ilustraciones de 'Salomé' de Beardsley y quedarme completamente enganchada. En concreto, una de sus ilustraciones más conocidas, la llamada 'Falda de pavo real':

The Peacock Skirt, de 'Salomé'

Aprendiendo un poco más sobre su vida, descubrí que era un hombre sumamente fascinante. Dos eran sus premisas en el arte: el grotesco y la espontaneidad.

Se dice que para comenzar un dibujo, dejaba caer una gota de tinta en la hoja y desarrollaba las formas que tomaba. Se sabe que jamás usó bocetos, como mucho diferentes versiones del mismo dibujo, en las que iba depurando la técnica. Ya en la época de mayor esplendor de su arte, ni siquiera eso. Simple y llanamente, producía originales.

Salomé festejando en la cabeza de San Juan Bautista

Además le cabreaba bastante que no le dieran las medidas editoriales exactas de sus dibujos, ya que, como buen ilustrador, hacía el original a la medida del soporte donde iba a ser colocado. Nada le molestaba más que hacer un dibujo y ver después cómo le corregían las proporciones mediante copia para ajustarlo al espacio real en el marco.

Su modo de dibujar también era bastante curioso. Nunca dibujaba durante el día, siempre de noche, si podía permitírselo. Y cuando se veía obligado a dibujar de día, corría los pesados cortinajes negros de su casa y no dejaba entrar ni un solo rayo de luz, para dibujar a la luz de los velones que poblaban profusamente su vivienda.

Merlín toma bajo su protección a Arturo, de 'La morte D'Arthur'

Admiró y despreció en igual medida a Oscar Wilde. Oscar dijo de él, en su momento 'rostro de hachuela plateada, cabello de verde hierba'. Después de ver su ilustración de 'la danza de Salomé', Wilde aseveró que nadie podría haber captado mejor la sensualidad de la escena. Aunque a Aubrey le encantaba el grotesco y el esteticismo, no comulgaba con ciertas ideas decadentes (contrariamente a lo que se asevera en fuentes internáuticas poco contrastadas). No le gustaba que le comparasen con Oscar Wilde ya que, aunque le gustaba ir siempre con sus trajes grises, sus guantes amarillos y sus zapatos de cuero, llevaba una vida ordenada.

Grotesque de sus 'Bon Mots'

Ilustró algunos de los libros que curiosamente me mandaron leer en la carrera. Además de la mencionada Salomé, son famosas sus ilustraciones para La Morte D'Arthur de Malory (para la que hizo más de 500 dibujos en 18 meses), Lisístrata de Aristófanes (ilustraciones de marcado tinte erocéntrico que le granjearon bastantes problemas), The Rape of the Lock de Pope (¿qué hay más esteticista que la batalla de los beaux y las belles?), Volpone de Jonson, algunos cuentos de Poe (como El gato negro o La máscara de la muerte roja) y las que hizo para las revistas The Yellow Book (interesantísimo colectivo de ilustradores) y The Savoy (la revista esteticista por antonomasia). Todo esto además de cartelería, folletos, anuncios, artes aplicadas, programas de teatro...


Una Venus un tanto andrógina, ¿verdad?

Llegó a escribir un libro, 'La historia de Venus y Tannhäuser', que fue publicado bajo el título de Under the Hill. Está inacabado, ya que la muerte se lo llevó a los 25 años bajo el nombre de tuberculosis. Como tantos otros artistas que saben que van a morir (Beardsley siempre fue un niño y un adolescente frágil y enfermizo), se convierte al catolicismo justo antes de su fallecimiento y manda que se destruyan sus ilustraciones 'pecaminosas'. Gracias a la providencia, su editor no le hace caso, para ulterior goce estético de sus admiradores como yo.


Exquisito el momento en que a Tannhäuser se le queda una rosa prendida en el manguito. Si es profuso el dibujo, tan profuso es el pasaje. Recomiendo que veais la ilustración a resolución total.

Leí la novela erótica hace tiempo, cuando estudiaba la carrera. Profusamente esteticista, con abundancia de neoclasicismo, artificio, grotesque e imágenes perturbadoras y sensuales, es una auténtica lástima que no se llegase a completar. Está publicada en la editorial Hiperión bajo las hábiles y sensibles manos de mi antigua profesora Margarita Ardanaz, gran experta y editora también de magnas figuras como las hermanas Brontë y Emily Dickinson. Extracto:

"Los bucles exactos y las artísticas ondulaciones de Cosme [n. el peluquero de Venus, aquí está hablando de ella] que habían desmelenado, por fin, durante la cena y los rizos de su cabello negro estaban sobre sus párpados suaves, deliciosos, cansados, excitados. Su camisa frágil y sus calcetinitos fueron rasgados, todo su cuerpo mostraba gran excitación y sensibilidad. Sus muslos apretados parecían una grandiosa réplica de la pequeña dicha que guardaba entre ellos; los bellos tetons du derrìere eran tan firmes como una maciza nalga virginal, y prometían un gozo tan profundo como el misterio de la rue Vendùme, y la melenita, una mata con el espesor justo, se acercaba con tanta gracia como el cabello de la cabeza de un querubín.

Tannhaüser, pálido y mudo de excitación, recorrió brutalmente con la punta de sus dedos los miembros divinos, arrancándoles la camisa, pantalones y medias, y después, desembarazándose de las pocas cosas que la cubrían, ¡cayó sobre aquella espléndida dama con un suspiro profundo!."

El aseo de Lampito


Además, para los ojos entrenados, vemos en Beardsley un exacerbado gusto por el arte oriental. Los rostros alargados y casi sin facciones de sus bellas mujeres, las ropas plegadas y ricamente ornamentadas, la influencia del shunga en sus imágenes eróticas, sus flores abiertas en cada pliegue, sus líneas impecables manejadas sabiamente con la tinta... e incluso la firma que inventó, a modo de gracioso kanji, para sus obras:

Tened cuidado, almas sensibles. Os encontraréis a Beardsley donde menos lo esperéis. En una bombonera, un marcapáginas, los bordes de la pasta de los libros de la Ed. Valdemar (no acreditado, por cierto, ¡mamones!), la vidriera de la puerta de Maggie (Doctor en Alaska), en vuestra tetería favorita, en una portada de Justine de Sade... Beardsley vive, sin que nadie lo sepa o lo reconozca, a nuestro alrededor.

Para terminar, mi dibujo favorito

'J'ai baissé ta bouche, Jokaanan... J'ai baissé ta bouche'

martes, 7 de julio de 2009

Meme: Mi ciudad

Bueno, Nienna propone un meme en su estupendo blog en el que los blogueros debemos presentar la ciudad de la que somos con un vídeo. Sabéis que me hace falta poquito para hablar de mi amantísima Segovia, así que acepto muy gustosa el meme.

Segovia es un hogar inigualable para echar raíces, e incluso para germinar como lo hice yo. Una ciudad tranquila, pequeña, e indescriptiblemente hermosa, que conserva todo su patrimonio artístico sin necesidad de encerrarlo en urnas; es más, utilizándolo aunque tenga trescientos, quinientos, setecientos y hasta dos mil años.

Por ello, la Ciudad Antigua de Segovia obtuvo la denominación de Patrimonio de la Humanidad por parte de la UNESCO en los años 80, y sigue siendo un exponente único de lo que era una ciudad medieval en la que convivían las tres culturas en perfecta armonía.

El vídeo que os propongo quiero también que sirva como aval para la candidatura que mi ciudad hace años que reivindica: Segovia, Capital Europea de la Cultura 2016.

Y, ¡ojo! que todo lo que veis en el vídeo está en la capital. Todas las iglesias, monumentos y edificaciones están en la capital... y no conforman ni un 15% de lo que se puede ver :)



Si queréis ver un poco más, adentrándoos en algunas pinceladas de la provincia, teméis este vídeo con el ballet de Ángel Corella.

Un beso
Findûriel, la segoviana